Eventos interactivos, la nueva forma de realizar eventos

Primero de todo, debemos saber que es un evento interactivo y en que consiste. Cuando hablamos de un evento interactivo nos estamos refiriendo a un tipo de celebración donde la tecnología y el software son los protagonistas. Gracias a estos elementos podemos realizar un evento mucho más dinámico, entretenido y que marque la diferencia con los demás.

Algunos ejemplos de interacciones pueden ser: mapping, presentador holográfico o realidad virtual entre otros.

A continuación os vamos a mostrar 4 ventajas a la hora de realizar vuestro evento interactivo.

Exclusividad para todos. A la hora de utilizar la tecnología como elemento principal de nuestro evento, podemos emplearla de forma creativa y dinámica. Por un lado para la marca es beneficioso pues se puede alejar de su competencia y posicionarse frente a ellos de una forma más directa.

Por otro lado para los asistentes es muy innovador, pues no están acostumbrados a este tipo de eventos, por lo que es muy positivo para ellos y además reciben una experiencia personal única que se les quedará grabada en la memoria para siempre.

No hay lugar para el aburrimiento. Estamos acostumbrados a muchos eventos estrictamente corporativos, donde el acto principal es una ponencia de un alto cargo. Esto no está mal, pero es demasiado común y los asistentes suelen aborrecer este tipo de actos, pues siempre son iguales y se ejecutan de la misma manera.

Sin embargo, si nuestro evento es interactivo, nuestro público podrá interaccionar contestemente con nosotros, lo haremos participe de nuestras dinámicas y conseguiremos mantener su atención durante todo el evento.

Obtención de datos. Otras de las ventajas de utilizar tecnología es que podemos obtener el engagement de los usuarios, podemos obtener el ROI e incluso saber exactamente qué tipo de feedback se ha generado entre la marca y su público.