¿Cómo hacer viral tu evento? - Auditorio Box Cartuja

Los eventos nos permiten sentir el poder de la comunicación en vivo, potenciar lo presencial… pero más allá del ‘face to face’ debemos aprovecharnos del potencial que nos ofrecen las redes sociales. Gracias a ellas, nuestro evento puede llegar a transcender más allá del tiempo, el espacio y las fronteras.
Seguramente esto no es algo nuevo pero es importante recalcarlo: no basta con escribir lo que haces en redes sociales, necesitas una estrategia de marketing que apoye y genere coherencia entre las publicaciones.

¿Cómo utilizarlas en cada fase de tu evento? Antes del evento: para promocionarlo. Durante el evento: para la gestión de la ejecución. Después del evento: para la evaluación.

Así que, toma nota y no olvides:

Elige tus redes sociales. Dependiendo del sector en el que se desarrolle tu evento, hay redes sociales en las que tienes que estar. Si es un evento muy visual, Instagram será tu mejor escaparate; sin descartar Facebook, la red más popular y la más visitada. Si lo que buscas es que tu evento genere conversación entre los usuarios y convertirlo en viral, Twitter es una buena opción. Para atraer asistentes a conferencias o congresos, la red por excelencia es Linkedin, te ayudará a establecer conexiones profesionales.

Crea tu propio #hashtag. Te permitirá hacer seguimiento de las conversaciones y ayudará a tu audiencia a ver todo lo que se ha publicado en relación con el evento. Es vital elegirlo bien y comunicarlo en todos los formatos posibles: en los e-mails, en la web, en las publicaciones de redes sociales, durante el evento en elementos como cartelería o decoración, pantallas y que el presentador del evento lo mencione ante los asistentes.

Planifica la estrategia y define un calendario de contenidos. Es necesario crear un plan para las tres fases del evento y donde se establezcan los tipos de contenidos, canales sociales, fechas, horarios de publicación, etc.

Define los KPIs. Para conseguir un buen resultado, necesitamos tener objetivos claros que nos permitan saber el nivel de influencia y participación que se ha producido en torno al evento. Entre otras variables, tendremos que medir el alcance, la interacción, los leads, las conversiones, el tráfico, etc. El seguimiento, análisis y medición nos permitirá ajustar la estrategia y el plan para próximos eventos.

Monitoriza las conversaciones y hazlas visibles en pantallas a lo largo de todo el evento.

Promociona tu evento. Todos queremos que nuestro evento sea trending topic, que los asistentes compartan su experiencia, obtener buenos resultados online… para ello, hay que definir todas las acciones de promoción.

Sigue trabajando tras el evento. “Es de bien nacidos ser agradecidos”: empieza por dar las gracias a los asistentes, colaboradores, patrocinadores, a los medios… Y recopila toda la información, recoge todos los datos que se han generado durante tu evento y selecciona los momentos más relevantes del impacto en redes o del propio evento. Publica las fotos y vídeos y escribe algún artículo en el blog.

Un informe con todos los resultados te ayudará a comprobar si cumpliste los KPI’s y será muy útil de cara a futuros eventos.

¡Vamos a por ello!